Sidra rebautizada

La denominación de origen supondrá mucho más que una simple y verde contraetiqueta en las botellas. La sidra, en sus tres variedades (natural, de nueva expresión y sidra) tendrá que diferenciarse con claridad de la no protegida, sobre todo en el caso de las embotelladas por la misma empresa. Por ello, desde la próxima primavera se podrán ver decenas de nuevas marcas que formarán parte del léxico 'chigrero'. Además, dentro del reglamento aprobado por el consejo regulador se incluye la posibilidad de que un lagar pueda embotellar y comercializar la sidra con denominación que elabore otra empresa. Las primeras etiquetas están ya en el horno, puesto que ayer se conoció que los 7 lagares que participaron en la primera cata destinada a seleccionar las botellas más esperadas han recibido el visto bueno de los expertos. A estos 'siete magníficos' les seguirán el resto de los 38 lagareros aglutinados en el consejo regulador. Sin embargo, las empresas 'aprobadas' indicaron que todavía es pronto para estimar la fecha en la que sacarán su producto a la venta, pues la mayor parte de la sidra todavía no está en su mejor momento y debe pasar unas semanas más dentro de los toneles. Todos quieren que su producto sea de una calidad sobresaliente, nunca vista hasta ahora. En todo caso, las siete ya elegidas tendrán que embotellarlo antes de tres meses si no quieren volver a pasar el proceso de valoración. Entre los primeros está Sidra Herminio, que ya puede pegar la nueva etiqueta. El primer lote de su bebida con denominación de origen se compondrá de 2.000 botellas de sidra de nueva expresión. La cantidad protegida que estima embotellar durante todo el año rondará las 60.000 botellas. Sidra Fanjul embotellará 70.000 de nueva expresión. Otro de los elegidos, La Nozala estima que su primer envío estará formado por 23.000 botellas. En Cataluña Por su parte, Sidra Cortina (Amandi) embotellará sidra con denominación de Origen y la expondrá en Alimentaria, prestigioso encuentro que se celebrará en Barcelona desde el próximo lunes. La cantidad que llevará a Cataluña será pequeña, unas 600 botellas. Herminio y Trabanco también presentarán su variedad natural en la misma feria. Otras grandes compañías asturianas relacionadas con la sidra tendrán su espacio dentro de la tercera feria mundial del sector. Todo el mundo sidrero vive unas semanas de expectación. Los agentes implicados se la juegan, aunque el máximo apostador es el consejo regulador de la denominación de origen. Los elaboradores reconocen que las partes de este puzzle deberán 'ponerse las pilas' para adaptarse a las nuevas perspectivas. Además, en unas semanas tendrán lugar las primeras elecciones abiertas para designar a los miembros del Consejo. Corren buenos tiempos para la sidra.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.OK