La UE se da dos años de plazo para aprobar la marca de la sidra

Aunque las autoridades comunitarias consideran que la marca de calidad de la sidra avanza "por el buen camino", su aprobación definitiva podría conllevar aún un plazo de uno o dos años. Así se lo transmitieron ayer los responsables de la Comisión Europea de Agricultura al presidente regional del Partido Popular, Ovidio Sánchez, en el transcurso de la última jornada de su viaje de trabajo a Bruselas. El líder de la oposición aprovechó para reclamar que la gestión del expediente de la denominación de origen se realice de la forma mas urgente posible. En principio, la reunión mantenida entre Ovidio Sánchez y Carmen Casado, integrante de la Comisión Europea de Agricultura, resultó visiblemente satisfactoria. El organismo europeo transmitió al dirigente popular la situación actual de la tramitación del distintivo comunitario, que ya funciona de manera provisional en Asturias y en el resto del territorio nacional. "El motivo de mi visita es pedir a las autoridades comunitarias que acorten el proceso de autorización de la marca", apuntó Sánchez, que participó en la reunión acompañado del diputado regional Luis Peláez y del europarlamentario Salvador Garriga. "Sólo así se podrá acabar con la incertidumbre que vive el sector asturiano de la sidra y clarificar su situación en el mercado", añadió. A pesar de que el proceso parece evolucionar de forma positiva, el presidente del PP en Asturias no quiso dejar pasar la ocasión de deslizar alguna crítica hacia la actuación del Gobierno asturiano en esta materia. Así, recordó que la Unión Europea se ha visto obligada a pedir explicaciones adicionales al expediente inicial remitido por el Principado, algo que, desde su punto de vista, podría volver a repetirse. NEGOCIACIONES En esta misma línea, Ovidio Sánchez transmitió a las autoridades de Bruselas su interés por las negociaciones entre la Unión Europea y la Organización Mundial del Comercio, con el objetivo de extender a nivel mundial el reconocimiento de las denominaciones de origen comunitarias. En todo caso, las conversaciones con la OMC se encuentran paralizadas tras el reciente fracaso de la conferencia de Cancún. Asimismo, y para potenciar el futuro de la industria agroalimentaria asturiana, el líder popular expresó su deseo de que el grado de protección de que gozan los vinos y los espirituosos se extienda al resto de productos. Entre ellos estarían, por ejemplo, los quesos asturianos y la futura denominación de origen de la sidra.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.OK