El empresario sidrero inglés John Thatcher anima al Principado a exportar el escanciado

«Una manzana al día mantiene al doctor alejado». Se trata de un dicho popular inglés que ayer recordó John Thatcher, en una concurrida conferencia en la Fundación Cardín de Villaviciosa sobre el presente y el futuro de la sidra. El sidrero anglosajón lo mencionó, para referirse a la «salubridad» de esta bebida, como una de las claves para impulsar su consumo ante sus dos grandes competidores, el vino y la cerveza. Thatcher, propietario de una de las principales cinco industrias sidreras en el Reino Unido, Thatcher's Cider Company, está de visita en la Comarca para recibir el premio de la Fundación de la Sidra 2005. Llegó ayer por la tarde, dejó su equipaje en la Hostería de Torazu, donde hoy recibirá el galardón, y se trasladó a Villaviciosa para exponer su visión de futuro del sector. Como ponentes, estuvieron el alcalde de Villaviciosa, Asensio Martínez Cobián, la directora general de Agroalimentación, Tomasa Arce, y el director de la Fundación Cardín, Víctor Fernández Coalla. Entre el público que llenó la sala, había más caras conocidas e implicadas, como la de José Cardín, gerente de El Gaitero, Pedro Castro, director del Serida, o Agustín Cueto, presidente de la Avitur, la asociación de hosteleros de Villaviciosa. «Hay que enfatizar en la salubridad de esta bebida, recordar a la gente que su consumo erradica los elementos negativos de otras bebidas alcohólicas y nos protege de enfermedades». Es una de las claves, a juicio del Thatcher, para «conseguir que sustituir en las casas la botella de vino, por la de sidra». La otra clave es la publicidad. «Un embotellado innovador y una publicidad dirigida al público joven, porque hay que acostumbrar a los más jóvenes a beber sidra, a seguir con esta tradición». «Aquí tienen esa costumbre de escanciar, pues expórtenla a otros lugares de España y de Europa, consigan que la gente disfrute y se divierta bebiendo», animó. Todo ello debe ir acompañado de «un sabor no excesivamente amargo, porque las sidras desafiantes del pasado no nos darán popularidad», matizó. Thatcher incidió también en la necesidad de «cuidar el cultivo». En el turno de preguntas, pidió a los cosecheros asturianos «utilizar con cuidados los fertilizantes, aplicándolos en el momento adecuado», para combatir la vecería y posibilitar que haya buenas cosechas.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.OK