Los productores de todo el mundo piden más promoción para la sidra

Alemanes, mejicanos, gallegos, austriacos o japoneses. Da igual la nacionalidad o la modalidad de sidra que trabajen, todos coinciden en una cosa: "es necesaria más y mejor promoción". Así lo manifestaron ayer en la inauguración del primer salón internacional de la Sidra de Calidad (Sicer) que se está celebrando en Gijón. "La sidra es muy poco conocida en California, y creo que en gran parte del mundo, la conoce muy poca gente, y tenía que haber más promoción, que la gente la pidiera", explicó Jeffrey Hounse, de The Californian Cider, en Estados Unidos. Las palabras de Honse resumen el pensamiento general de los asistentes foráneos al congreso, que en su mayoría también piensa que Asturias, El país de la sidra , como lo definieron algunos, es una región privilegiada por la importancia que se le da a esta bebida. Jean-Luc Coulombier, de la empresa Ferme de LHermitiere, en Normandia, Francia, explicó en cuanto a esto que "por eso es importante que se creen foros como éste, donde se den a conocer variedades de todo el mundo". Yoichi Ikeda, de Nikka Whisky, una empresa de bebidas japonesa, expresó una idea parecida: "En Japón, la sidra aún no es tan conocida como el vino, pero probablemente pronto crecerá su consumo". En este sentido, comentó que "es una bebida que allí triunfará entre mujeres y jóvenes, porque es más fácil de beber, tiene menos graduación". ACABAR CON LA TEMPORALIDAD Jrg Geiger tiene una empresa que lleva su nombre en Alemania. Para él, la sidra tiene un bajo comercio en su país porque "aún no es lo suficientemente conocida". En México, el problema es otro. Cristina Blanca del Castillo, de la compañía Copa de Oro, comentó que "allí tenemos que luchar contra la temporalidad puesto que la sidra sólo se bebe en Navidad, en fiestas de graduación o bodas". Franz Reisinfer, de la firma austriaca Obsthof Reisinfer explicó que la situación es diferente en cada país. "Aquí, en Asturias, la sidra es muy conocida, pero en mi país no. Es importante dar a conocer la sidra a nivel mundial", dijo. Los productores 1es presentes en la muestra piensan de manera similar. Luis López, de la casa Sidrería Galega, comentó que "hay que lograr una presencia mayor. En Galicia, la gente no va a cenar y pide unas sidras para acompañar la comida, a pesar de que marida bien con productos como el pulpo. Es que no se les ocurre". Algo similar comentó Jesús Angel García, de sidra Larraldea, en Navarra. "Hay que lograr que los restaurantes ofrezcan una carta de sidras similar a la de vinos". manifestó. La inauguración de ayer contó, además de con la presencia de los productores y expositores, con la del presidente del Principado, Vicente Alvarez Areces; la alcaldesa de Gijón, Paz Fernández Felgueroso; Carlos Delgado, comisario de la muestra y Servanda García, consejera de Medio Rural del Principado. Areces agradeció la presencia a los asistentes e hizo hincapié en los esfuerzos de la administración por sacar adelante un evento como el que acoge Gijón.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.OK