La sidra rebosa el lagar

A los excelentes datos de producción se añaden otras novedades para la etiqueta de la sidra asturiana: este año habrá elecciones para renovar a los miembros del Consejo Regulador y a su presidente. Ahora la presidencia la ostenta José Cardín, de sidra El Gaitero. En el Consejo se sientan cosecheros, lagareros e industriales elaboradores. En la actualidad, se encuentran adscritos a la marca 19 lagares asturianos. La cantidad de sidra con denominación de origen ha ido en ascenso en todas las campañas desde el inicio de la marca de calidad, salvo en 2006, cuando pasó de los 1,2 millones de litros de 2005 a 704.254. La entrega de etiquetas para botellas de sidra amparadas por la denominación aumentó un 36 por ciento en 2007. El número de botellas pasó de 513.000 a 697.000. En los depósitos controlados por el Consejo Regulador quedan por calificar 44.500 litros de la cosecha de 2005, y 247.500 correspondientes a la cosecha de 2006. No toda la sidra que se elabora en un año se vende en el mismo período, ya que los lagares van sacando producción al mercado en función de la demanda. La denominación de origen ampara tres tipos de sidra. Una de ellas es la sidra natural tradicional, sidra en rama que no ha sido filtrada. La sidra natural de nueva expresión es una sidra que no se escancia.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.OK