La sidra de Asturias nombra su "embajador" al piloto Javi Villa

El piloto de automovilismo Javi Villa ha sido nombrado "embajador de la sidra de Asturias" por el Consejo Regulador de la denominación de origen de ese producto tradicional, que en el año 2011 ha producido 1.876.000 litros de sidra con una cosecha de 2.400 toneladas.

El presidente del Consejo Regulador Denominación de Origen Sidra de Asturias, José Eloy Noriega, ha entregado hoy a Villa el título y una insignia acreditativa en el acto de presentación de la producción correspondiente a la cosecha de manzana del año pasado que se ha celebrado en el Centro de Arte Laboral.

También han sido galardonadas las sidras "Emilio Martínez" y "Españar", producidas por la firma Martínez Sopeña Hermanos, como las mejores del año 2012 "espumosa" y "de expresión", respectivamente, y "Prau Monga", de Sidra Angelón, como la natural tradicional de mayor calidad.

La consejera de Medio Rural del Principado, María Jesús Álvarez, ha cerrado el acto con un discurso en el que comprometió el apoyo del Gobierno regional a un sector que "va al alza a pesar de las malas noticias por la crisis económica".

Durante el pasado año se han producido 1.876.000 litros de sidra con denominación de origen en sus tres variedades, de escanciar, de nueva expresión y 'brut', con una cosecha de 2.400 toneladas de manzana.

Desde la implantación del etiquetado en las botellas con denominación de origen, las ventas de estos productos han crecido y en lo que va del año se ha registrado un incremento del 5 por ciento respecto al año pasado.

Para finales de este año se espera que las ventas aumenten alrededor de un 10 por ciento, según ha estimado el presidente del Consejo Regulador.

La cosecha de manzana del 2011, con la que se ha producido la sidra que está en el mercado actualmente, ha sido menor en cantidad de toneladas respecto a la del 2010 a causa de malas condiciones climáticas pero este factor no ha incidido en la calidad que ha sido "muy alta", según ha asegurado Noriega.

A priori, las perspectivas de la cosecha de manzana eran muy buenas aunque la cosecha disminuyó, con mayor incidencia en las variedades de maduración tardía.

La floración comenzó con 15 días de adelanto sobre su periodo normal con lo que la maduración también se precipitó obligando al Consejo Regulador a iniciar la campaña antes de lo habitual.

Las suaves temperaturas que se registraron durante el invierno favorecieron la eliminación de los azucares residuales rápidamente por lo que las sidras elaboradas con las variedades tempranas estuvieran en buenas condiciones a finales de marzo y principios de abril.

El presidente del Consejo Regulador ha considerado que "aún es pronto" para estimar la producción de manzana de este año, pero espera que el "clima ayude" para que "sea muy buena".

Las sidras con denominación de origen tienen un "gran potencial", aunque aún encuentran en el mercado algunas reticencias fundamentalmente por la costumbre de los consumidores hacia los productos tradicionales.

Las variedades 'brut' y de nueva expresión son las que más dificultades encuentran para conseguir cotas más altas de ventas dentro de España mientras que están conquistando mercados internacionales.

Estas variedades tiene en los cavas y en los vinos blancos sus mayores competidores, según ha explicado el presidente del Consejo Regulador.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.OK